Durante el embarazo puede aparecer o empeorar la enfermedad de las encías

08/11/2021
Comparte: SCH SCH SCH SCH

En el artículo anterior os hablábamos de cómo influyen las hormonas sexuales femeninas en la cavidad bucal según las diferentes etapas de la vida, haciendo hincapié en la pubertad. Pues bien, en el embarazo también juegan un papel importante.

Durante los meses de embarazo, la inflamación gingival aumenta de forma considerable desde el primer trimestre y desciende a los tres meses después de dar a luz.

Este aumento de la inflamación de las encías durante el embarazo se debe a los niveles elevados de progesterona, hormona que afecta  a la microcirculación gingival.

Esta hormona también aumenta la permeabilidad y la dilatación de los capilares, lo que hace que aumente el sangrado.

La gingivitis en el embarazo o gingivitis gravídica puede aparecer en mujeres con encías sanas o  agravarse en pacientes que ya padecían esta enfermedad con anterioridad al embarazo.

Se ha demostrado que las pacientes que antes del embarazo tenían gingivitis, esta puede evolucionar a periodontitis si no se trata adecuadamente.

No debemos olvidar que según los estudios, las mujeres con periodontitis tienen más riesgo de sufrir partos prematuros o de que el bebé tenga bajo peso al nacer.

Por eso es fundamental tener una higiene exhaustiva en casa, utilizado cepillos interdentales o seda, además del cepillado y estar bajo seguimiento de nuestro periodoncista para tener controlada la enfermedad y no empeorar.

 

https://www.dentaid.es/blog/2774/cambios-hormonales-y-salud-bucal-en-la-mujer