¿Tienes una caries? Por qué no debes posponer tu cita para realizar la obturación.

25/01/2022
Comparte: SCH SCH SCH SCH

A nadie le gusta acudir al dentista, pero cuando tenemos una caries, no es buena idea retrasar su tratamiento, bien sea por falta de tiempo o porque como no molesta, pensamos que no es necesario realizarlo de inmediato y podemos esperar a más adelante.

Pero esto es un gran error, porque durante ese tiempo que seguimos haciendo vida normal y nos “olvidamos” de que tenemos una caries, el proceso de formación de la misma,  sigue su curso, sigue avanzando.

Puede derivar en varios problemas si no eliminamos enseguida ese acúmulo de bacterias:

  • La caries, como hemos dicho, puede seguir creciendo y afectar a una superficie mayor del diente en cuestión, lo que significa que después de eliminar todo ese tejido cariado, nos quedará menos diente sano y no hay nada más resistente que nuestro propio diente. Esto significa que por no hacernos una caries en el momento que sabemos de su presencia, estamos convirtiendo nuestro diente en una pieza menos resistente y más propensa a fracturarse en un futuro.
  • Si la caries sigue creciendo, puede que se pase al diente de al lado y en este caso no solo tendremos una pieza a obturar, sino dos. La pieza de al lado que en un principio estaba sana, se va a ver afectada.
  • También puede ocurrir que en vez de afectar al diente de al lado, las bacterias cariogénicas lleguen al nervio y sea necesario hacer una endodoncia para limpiar los conductos. Recordemos, que una muela endodonciada también es más propensa a sufrir fracturas en un futuro.
  • Además, aunque en un principio no sintamos dolor, no significa que en cualquier momento pueda aparecer.
  • En el peor de los cosas cuando dejamos pasar bastante tiempo sin tratarnos ese diente con caries, puede suceder que el diente se rompa, y dependiendo de cómo este fracturado, el especialista determinará si es posible restaurarlo o por el contrario sea necesaria la extracción, cuando no hay superficie suficiente como para poder restaurarlo o colocar una corona.

Por eso, es muy importante no dejar pasar el tiempo y solucionar los problemas de la boca cuanto antes, para que no deriven en un problema mayor.